PUBLICIDAD Billboard

¡Volando voy, volando vengo!

El vídeo que os traemos en este post es de esos que no precisa de explicación. Y es que como se suele decir hay veces que una imagen vale más que mil palabras. El protagonista en cuestión seguramente es de esas personas que ha querido hacerse el gracioso o impresionar a alguien. Pero visto lo visto lo mejor es que la próxima vez se quede en casa haciendo otra cosa.

PUBLICIDAD Content_1

A pesar de que el vídeo tiene tan sólo ocho segundos, estos son suficientes para presenciar una escena de esas que te sacan más que una sonrisa de la cara. Y es que el intento de salto que hace no puede acabar peor de peor forma. Mejor nos callamos y os invitamos a ver el vídeo.

Deja un comentario