PUBLICIDAD Billboard

Un motorista reparte felicidad en Melbourne

Consciente de que a muchos conductores les cabrea ver como motoristas adelantan entre medio de los coches cuando hay mucho tráfico, Alan Wasono apostó por sorprender a esta gente con un regalito navideño.

PUBLICIDAD Content_1

El motorista australiano, de camino al trabajo y a lomos de su Honda NC750S, decidió ir regalando bastoncitos de caramelo a varios de los coches que adelantaba. Con su bonito gesto logró arrancar más de una sonrisa y compartir el necesitado espíritu navideño. Aunque ha confesado que algunos conductores rechazaron su regalo, eso sí, con educación.

A ver si a partir de ahora se alegran al ver una moto adelantando entre medio de los coche

Deja un comentario