PUBLICIDAD Billboard

Tito Rabat: «Con una buena moto y un buen equipo, daba la talla para ganar carreras»

Solemos ver a los pilotos como unos héroes porque están hechos de otra pasta. Sufren accidentes y lesiones y aun así se vuelven a subir a la moto para llegar a meta o reaparecen antes de lo que nos podríamos imaginar. Vivimos con ellos sus triunfos y glorias pero también sus decepciones. Detrás de cada uno encontramos su propia historia, su vida y las dificultades que han sufrido antes de llegar a alcanzar sus objetivos.

PUBLICIDAD Content_1

El caso de Tito Rabat no es una excepción, ahora vemos al piloto español sufrir en la clase reina después de un año de adaptación, en que ha terminado con 29 puntos, pero no podemos olvidar que Rabat fue campeón del mundo de Moto2 en 2014.

Aquí podemos ver la otra cara del piloto de Honda. Rabat nos repasa sus inicios en el mundo del motor. Habla de cuando empezó a participar en las copas de promoción de supermotard y cuando a los 14 se inició en la velocidad.

Antes de que su familia aceptara que al piloto le apasionaban las motos, el propio Rabat nos cuanta que excusas se inventaba. «Le decía a mi padre que me iba a la escuela, pero yo desmontaba la moto, la metía en un coche pequeño de 14 años y me iba al circuito de karting a entrenar».

Nos queda Rabat para rato ya que se despide del vídeo con «estoy donde estoy, lo he conseguido y a por el siguiente paso».

Deja un comentario